Seguidores

sábado, 11 de junio de 2011

Mi hijo abandona el nido....

Los procesos naturales, son dolorosos...Pero naturales.





Saludos cordiales.

Es natural el nacer y es natural recibir.
Es natural el día y es natural la sombra.
Es natural vivir y es natural enfrentar problemas.
Es natural el fluir y es natural canalizar.
Es natural el sentir y es natural el discernir.
Es natural comer y es natural servir.
Es natural proteger y es natural liberar.
Es natural tener hijos y es natural que ellos los tengan.

Es natural....

Enfrentarse a lo natural es cosechar sufrimiento.
Enfrentarse a lo natural, es nadar contra corriente.
Enfrentarse a lo natural es bloquear la vida.
Enfrentarse a lo natural es caotizar el mundo.




Siempre, pero siempre llega el día en el que nuestros hijos se van.

Se van de viaje, se van a estudiar.
Se van de excursión, se van de aquí.
Se van de notas, se van, se van.

Pero lo mas fuerte que los padres enfrentan es cuando se van a casar, se van a convivir, se van a formar un hogar.

Es lo natural...diría.
Lo natural.

Resulta que no queremos que esto ocurra por distintas razones, pero las mas fuertes: "que no sufran, no cometan error"

Pero, basta con saber que cada alma decide su destino, decide lo que quiere aprender, decide encontrar su camino, muy a pesar de la educación que haya recibido, de la atención que se le haya brindado, del amor que se le haya sugerido.

No depende de los padres, ni de los abuelos, ni de la sociedad, ni de la época.
Igual antiguamente, por mas cuidados religiosos, los chicos se casaban a los 15 años.

Al marcharse ellos, uno no deja de ser padre y tiene siempre que estar con los brazos abiertos para enseñarles a ser responsables de sus actos en la edad que sea.
Amarlos pero siempre enseñarles a reconocer sus errores. Amarlos pero darles la fuerza para enfrentar sus problemas.

No darles resolviendo, ni amamantarlos como criaturas o bebés. Si ellos vuelven y nos aceptan, bien por ellos. Si nos abandonan, que Dios los guarde.

La sociedad actual mal enseña a los papitos, que somos nosotros, a pensar que uno es el que debe entregarse por completo a los hijos.

Falso.

El cuarto mandamiento de ley se parafrasea: "Honrar padre y madre, para que te vaya bien en la vida".
En ningún caso Dios dice lo inverso.

Entonces que vuelen y mientras ellos lo hacen, es importante perdonar y perdonar.
Si nuestro corazón sana, a ellos les resultará mas sencillo el volver.


¡Es natural!


Atentamente
Erick Bojorque

7 comentarios:

Anónimo dijo...

Muy bonito

Monja de Clausura Orden de Predicadores dijo...

Hola amigo Eric, hace tiempo que no nos vemos, vamos a ver si le ponemos remedio.
Si puedes pásate por mi bog, he puesto un vídeo recitando un poema, a ver si te gusta mi voz y así ya me conoces algo más.
Te dejo mi ternura
Sor.Cecilia

Erick Bojorque dijo...

Saludos cordiales.
Cecilita.

Muchas gracias por tu amabilidad.
Lo voy a hacer inmediatamente.

Atentamente
Erick Bojorque

alma dijo...

La convivencia es como un puzzle, la vida también lo es

Ni Nut dijo...

Hola Erik!!
Pase a visitarte y decirte que tienes para ti un premio en mi blog http://refugioninut.blogspot.com
Luz y Amor, Ni Nut

Erick Bojorque dijo...

Saludos cordiales.
Ni Nut.

Estimada amiga.
Muchas gracias por tu amable y generosa presencia.

Atentamente
Erick Bojorque

Erick Bojorque dijo...

Saludos cordiales.
Estimada Alma.

Muchas gracias por tu participación.


Atentamente
Erick Bojorque

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...